Italia quiere ser España

por @alejandromendo

screenshot.257

El destino, o más bien la derrota de Italia ante Brasil, ha querido que se vuelvan a encontrar “dos viejos conocidos” en semifinales, dos países afines culturalmente que en los últimos años se asemejan, salvando las distancias, también en lo futbolístico. O esa es la idea de un Cesare Prandelli que, desde su llegada al banquillo azzurro en 2010, ha tratado de imprimir una filosofía de juego menos italiana que nunca y más española, de la España reciente, se entiende. En la selección italiana la competitividad y la entrega se presuponen, como el valor en la mili, por lo que la propuesta incial del técnico parecía convencer a todos: combinar agresividad y gusto por el balón, renovar una plantilla de vacas sagradas que tocó techo en 2006 e hizo el ridículo en Sudáfrica, un proceso inverso al de La Roja, curiosamente.

La nueva Italia ha ofrecido recientemente luces y sombras: el pueblo, que no acaba de asimilar la fragilidad defensiva de la actual nazionale, no se siente identificado con un “11” que recitar de memoria, habida cuenta de los numerosos cambios técnico-tácticos que Prandelli ha ido introduciendo en estos tres años. Especialmente en ataque, donde la fórmula más exitosa fue la pareja Cassano-Balotelli, disuelta tras la Eurocopa de 2012 a causa de problemas físicos del primero y caracteriales del segundo. Esta temporada ha emergido con fuerza El Sharaawy, que tiró del carro del Milan prácticamente en solitario durante la primera mitad de la temporada, pero también su presencia se ha esfumado y a día de hoy la veteranía de Gilardino parece imponerse a la juventud del “Faraone”, que no está contando mucho para Prandelli en este torneo. El centro del campo es, como en España, el punto fuerte del grupo: no es casualidad que la idea de juego se haya basado en poblar la zona ancha y entregar la batuta a un magistral Andrea Pirlo, que nos regaló una Euro 2012 de videoteca, y rodearle de escuderos de lujo como De Rossi o Marchisio. Los tres, que han llegado justos a esta Confederaciones tras haber firmado una temporada correcta pero poco más, ven ahora cómo Montolivo (casi innegociable para Prandelli) y Giaccherini frecuentan el 11 titular italiano aportando energía y dinamismo en detrimento de la técnica. La defensa y la portería, por último, son la parte más criticada y (sorprendentemente) débil, a pesar de mantenerse el bloque juventino formado por Buffon, Chiellini, Barzagli y Bonucci, que parecen despistados tras una temporada larga e intensa a la conquista del Scudetto.

Un planteamiento de perfil bajo

Las opciones de doblegar a la España de Del Bosque pasan por el orden táctico, asumir que llevar el peso del partido será una quimera ante los magos del balón Xavi, Busquets, Fábregas o Iniesta, morder en el centro del campo y buscar contragolpes certeros; el mejor ejemplo es el gol de Giaccherini que supuso el 1-1 momentáneo ante Brasil, pero la baja de Balotelli, capaz de aguantar el balón y asistir de espaldas a sus compañeros, es sensible donde las haya. Prandelli lo sabe y apostará por una defensa maquillada de tres, que en verdad son cinco, un centro del campo agresivo con De Rossi con el cuchillo entre los dientes y un ataque casi inédito donde podría aparecer Gilardino para intentar llevar a cabo esa vieja máxima del fútbol de “fijar a los defensas”. Si España logra marcar pronto como sucediera en la final de la Eurocopa, el rondo eterno de los bajitos se le puede hacer muy cuesta arriba a esta Italia que debe aún convencerse a sí misma de la idea de juego novedosa y menos pragmática que su entrenador está intentando implantar. Si los minutos pasan y España no logra dar sentido y profundidad a la posesión, los de Prandelli podrían hacer gala del gen competitivo que llevan dentro y sorprender a los actuales campeones de todo con algún zarpazo.

Sobre el papel La Roja, que ya es veterana en estos escenarios, es muy superior a una selección italiana in crescendo, pero las cuatro estrellas sobre el escudo de los de Prandelli invitan a la prudencia. ¡Que hable el campo!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s